HISTORIA DE ADD

En septiembre de 1981 un grupo de profesionales del Derecho (abogados, jueces y profesores universitarios, sobre todo) decidieron agruparse para promover el desarrollo de los principios y valores constitucionales, la defensa y protección de los derechos y libertades fundamentales recogidos en la Carta Magna y la profundización en la sociedad de un espíritu cívico-democrático, entre otros objetivos.

A tal fin suscribieron la Declaración de intenciones que figura más abajo como Acta fundacional de la Asociación Derecho y Democracia.

Inmediatamente se unieron otros profesionales y con ellos comenzó la ADD una andadura que ha cumplido 40 años.

Tomás Iglesias, abogado laboralista y profesor de Derecho del Trabajo en la Facultad de Derecho de la Universidad de Sevilla, fue el principal impulsor de la constitución de la Asociación, que siguió animando durante muchos años hasta que nos dejó. Fue el nexo que unió a estos profesionales y a otros más.